MGMT ¡en Cholula!

mgmt cholula

Y lo imposible se hizo posible

El día finalmente llegó y yo no lo podía creer. Ni en mis sueños más bizarros pensé que MGMT llegaría algún día a Cholula. Wow. La crema y nata del indie presentándose no sólo en nuestro país, si no en nuestra bella, peculiar y alterna Cholula en una noche que desde el arranque pintaba cálida y prometedora.

 Mi amiga Bere y yo quedamos de vernos temprano en la ya tradicional “Lunita”. Caminamos por ahí, nos tomamos algo y a eso de las 11 nos dirigimos a la pirámide.

Atravesamos la calle y changarreamos como es debido en el afán de encontrar la camiseta ideal. Y entramos.  Nos colamos hasta quedar prácticamente enfrente del escenario. Emoción.

Al dar las 12 las luces se apagaron. Andrew y compañía aparecieron en escena y luego de una breve intro, sonaron los primeros acordes de “The Youth” arrebatando los gritos de la gente. Algo por dentro me recorrió  y no pude más que desgarrarme la garganta cantando a todo pulmón esa canción que es casi casi un himno: “The youth is starting to change, are you starting to change? Together, together, together, together, together…”

El arranque fue excepcional: aires hippiescos inundaban el ambiente mientras al  fondo, la iglesia iluminada en la cima de la pirámide nos regalaba una vista excepcional.

Y entonces vino lo feo: unos cuantos minutos después los problemas de audio acabaron con el encanto, y la rechifla no se hizo esperar.  Lo peor: Esto ocurrió dos veces. A la banda por supuesto no le cayó en gracia pero siguió tocando. Como buen público decidimos  acompañarles con las palmas. Afortunadamente para cuando llegó “Time to pretend” la cosa se había resuelto y todos pudimos cantar y bailar a gusto.

MGMT cholulaEntre los momentos estelares de euforia total, por supuesto estuvieron “Electric Feel”, “Kids”, “Flash Delirium”, que fueron de las canciones más esperadas. Otras más tranquilas y nostálgicas -como la hermosa “I found a whistle"- hicieron que los brazos se levantaran para moverse de un lado a otro.

Hablaron poco. Andrew lanzó un ¡Viva México! después de que algún fan del público le aventara un sombrero.

 Al igual que lo hiciera un día antes en el Palacio de los Deportes, el grupo aprovechó para presentar “Alien Days” como anticipo de lo que será su nuevo disco.

Después de rockear y brincar frenéticamente con “Brian Eno” vino el encore y la banda regresó con “The handshake”. Una ligerísima lluvia se dejaba sentir al empezar a sonar el último tema de la noche “Congratulations”. Felicidad.

El concierto terminó alrededor de la 1:45 a.m. Mi amiga y yo, y por supuesto los otros miles, salimos encantados y agradecidos de haber podido presenciar a semejante banda.

******

¿Fuiste al concierto? ¡Cuéntame qué te pareció! Y si tomaste fotos, ¡compártelas!

Escribir un comentario



Complete la tarea por favorJoomla CAPTCHA

Sígueme en  Facebook

Sígueme en Twitter


 

Contáctame

¡Me dio mucho gusto que visitaras mi página!

Puedes contactarme por medio de la página de contacto o sí prefieres, contáctame al teléfono: 2222373302